Activistas expresan su respaldo a los programas DACA y TPS frente al Capitolio en Washington. Foto/CNS
Activistas expresan su respaldo a los programas DACA y TPS frente al Capitolio en Washington. Foto/CNS

El Comité de Migración de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB) respalda la propuesta de ley de Ayuda al Desarrollo y Educación para Menores Extranjeros (DREAM, por sus siglas en inglés) de 2019, S. 874 y la propuesta de ley de Ambiente Seguro de los Países en Represión y Emergencia (SECURE, por sus siglas en inglés) de 2019, S. 879.

El DREAM Act de 2019 proporcionaría protección legal permanente y un camino hacia la ciudadanía para los “soñadores” (dreamers) que califiquen. La Ley SECURE de 2019 proporcionaría protección legal permanente y un camino hacia la ciudadanía para los titulares del Estatus de Protección Temporal (TPS) y de la Salida Reforzada Diferida (DED) que califiquen.

 “Apoyamos los esfuerzos legislativos para integrar completamente a los ‘soñadores’ y beneficiarios de TPS en Estados Unidos. Necesitamos una solución legislativa permanente para aquellos que han pasado sus vidas trabajando duro, contribuyendo y viviendo en Estados Unidos, el país que conocen como su hogar", dijo monseñor Joe S. Vásquez, obispo de Austin (Texas) y presidente del Comité de Migración de USCCB. "Los ‘soñadores’ y los titulares de TPS son miembros vitales de nuestra comunidad que van a la escuela, trabajan para mejorar nuestras comunidades y ayudan a sus familias".