Foto/VN

El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén (izq.) y la alcaldesa de Roma, Virginia Raggi (der.), inauguraron el último fin de semana en la capital italiana una estatua de San Oscar Romero.
Foto/VN El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén (izq.) y la alcaldesa de Roma, Virginia Raggi (der.), inauguraron el último fin de semana en la capital italiana una estatua de San Oscar Romero.

El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén y la alcaldesa de Roma, Virginia Raggi, inauguraron el último fin de semana en la capital italiana una estatua de San Oscar Romero, el santo de los pobres, quien fue canonizado el domingo por el papa Francisco.

La escultura del santo salvadoreño, fue realizada por el reconocido artista salvadoreño Guillermo Perdomo. La escultura en bronce constituye un homenaje al arzobispo defensor de los marginados, que denunció la injusticia social en su país, lo que le costó la vida.

"Fue un hombre que dio su vida para oponerse a las injusticias y a la violencia, para nosotros es un honor tener en Roma una estatua de Romero", aseguró la alcaldesa. "Este es un acto de hermandad con Italia. Romero ahora es un hombre también de Roma", afirmó por su parte el presidente salvadoreño.

A la ceremonia asistieron además de autoridades de ambos países y diplomáticos de América Latina, representantes de la comunidad salvadoreña residente en Italia, cerca de 40.000 personas, la mayoría de lo cuales viven en el norte de la península.

Unos 7.000 salvadoreños viajaron de varios puntos del mundo a Roma para participar en la ceremonia del domingo en la plaza de San Pedro, durante la cual el papa Francisco canonizará también al papa Pablo VI. 

Entre los peregrinos figuran representantes de la familia de monseñor Romero, así como Cecilia Flores de Rivas, la salvadoreña beneficiada con un milagro por intercesión del arzobispo, quien estará acompañada por su familia.

El evento fue organizado por ambas embajadas, ante Italia y ante la Santa Sede, representadas por los embajadores, Sandra Elizabeth Alas Guidos y Manuel Roberto López, respectivamente.

La estatua la realizó Guillermo Perdomo, artista nacido en Santa Tecla, quien ha recibido numerosos premios y reconocimientos. Esta iniciativa nace con la finalidad de reforzar los lazos entre los ciudadanos salvadoreños residentes en Italia, con sus raíces a través del rescate de la memoria histórica. Vaticano News