El gobierno de Estados Unidos ha comenzado a efectuar "advertencias verbales" en los aeropuertos a los viajeros que no posean documentos que cumplan los nuevos requisitos del programa "Real ID", que empezarán a exigirse obligatoriamente a partir del 1 de octubre de 2020, anunció hoy la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA, en inglés).

 "Los requisitos de seguridad bajo la ley "Real ID" son un paso importante para mejorar la seguridad de la aviación comercial", explicó la subdirectora interina de TSA, Patricia Cogswell, quien dijo que "falta poco más de un año para la aplicación de la ley y es tiempo de prepararse".

 El Congreso aprobó en 2005 esa legislación en cumplimiento de las recomendaciones de una comisión especial que investigó los atentados del 11 de septiembre de 2001 como uno de los pasos para lograr una identificación a nivel nacional y que dejaría al descubierto a millones de indocumentados.

 La iniciativa se dio después que se descubriera que Hani Hanjour, uno de los terroristas involucrados en los ataques, que costaron más de 3.000 muertes, había logrado obtener cuatro licencias de conducir de tres estados diferentes.

 La agencia ha colocado en los aeropuertos carteles que recuerdan a los viajeros mayores de 18 años la necesidad de presentar documentos que cumplen con la ley "Real ID", marcados con una estrella en el ángulo superior derecho de las licencias de conducir en estados como Michigan, Vermont, Minesota o Nueva York.

 Otros documentos válidos son las licencias de conducir estatales, los pasaportes, la tarjeta de residente legal permanente, los documentos de identidad emitidos por el Departamento de Defensa, y tarjetas de "viajero confiable" como Global Entry, NEXUS, SENTRI y FAST.

 El personal de seguridad aeronáutica de TSA permitirá el paso, asimismo, de los viajeros que presenten documentos de cruce legal de las fronteras de EEUU, y las tarjetas de identidad, con fotografía del portador, emitidas por autoridades tribales reconocidas por el gobierno federal.

 A los viajeros que no presenten alguno de estos documentos para identificarse no se les permitirá que pasen de los puntos de control de TSA y no se les autorizará para que tomen vuelos.

 La aplicación de la ley se ha regulado de manera diferente en algunos estados, y así, por ejemplo, en Virginia la obtención de una licencia de conductor "REAL ID" es voluntaria y los usuarios pueden elegirla cuando renuevan sus documentos.

 La Administración de Vehículos del estado de Maryland ha notificado a los usuarios la conveniencia de adquirir una licencia "REAL ID" y ha empezado a notificar a los conductores sobre la documentación necesaria para obtener los nuevos documentos. EFE